Santiago Bernabéu de Yeste es el presidente por excelencia del Real Madrid, y el que cambió su historia y la del fútbol para siempre. A diferencia de Florentino Pérez, que unas décadas después se convertiría en el segundo gran presidente del club, Bernabéu no es un gran empresario, sino un jugador de fútbol. No obstante, a pesar de la teórica falta de preparación, se convertiría es uno de los mejores gestores y presidentes que ha visto el mundo del fútbol.

La gestión de Bernabéu

Nacido en 1895 Almansa, un pueblo de Albacete, Santiago Bernabeu llegó al Real Madrid como juvenil y debutó como delantero del primer equipo en 1914. No abandonaría el club hasta 1927, salvo una excepción. En la temporada 1920-1921 tuvo que dejar el fútbol por motivos laborales. Salta aquí a la vista la gran diferencia entre Florentino Pérez y Bernabéu. Mientras que Pérez es un empresario y hombre de negocios, Bernabéu es un hombre hecho a sí mismo que crece desde lo más bajo.

santiago bernabéu presidente

Cuando se retiró se incorporó al equipo técnico para ser delegado y ayudante de entrenador.

En 1943 la junta directiva del club le nombró presidente, y comenzó la magia. La situación económica del equipo era mala. A pesar de no ser un experto en finanzas, sí era un visionario. Decidió comprar un terreno muy cerca de donde se situaba el antiguo campo para construir un estadio de unos 75.000 espectadores. El terreno, obviamente, se trata de Chamartín que, sólo unas décadas después se convertiría en el centro financiero de España, con la consiguiente revalorización del suelo. Sólo unos años después compraría unos terrenos aún más grandes al final del Paseo de la Castellana para construir la ciudad deportiva. Posiblemente, ésta haya sido la mejor inversión de Santiago Bernabéu y la que salvaría al club de la quiebra al llegar el siglo XX. Con una enorme deuda en esos momentos, Florentino Pérez se vio obligado a vender estos terrenos para constuir unas torres que supusieron una gran fuente de ingresos para el Madrid.

construcción del bernabéu original en chamartín

Como vemos, la obra de Bernabéu trasciende su vida y llega hasta nuestros días.

En el ámbito deportivo, Bernabéu también era un visionario. En un partido de un equipo colombiano en el estadio de Chamartín, Bernabéu vio a un jugador argentino que hizo las delicias de todos los que lo vieron. En ese momento decidió ficharle y, adelantándose al Barcelona consiguió fichar a ese prometedor argentino. Se trataba de Alfredo Di Stefano.

Con Di Stefano a la cabeza y con el estadio como buque insignia, Bernabéu iba a cambiar una vez más la historia del fútbol. Junto con la revista France Football fundó el primer torneo de clubs a nivel europeo para los campeones de las ligas nacionales. Este torneo era la Copa de Europa que, años después, se convertiría en la Champions League.

El Madrid, que entonces tenía una enorme superioridad sobre el resto de equipos, fue capaz de ganar las 5 primeras copas de Europa. Sólo unos años despues, ganaría las sexta, que sería la última bajo el mandato de Bernabéu.